Cómo hacer para que mi marca no se vea “paisaje”

Que hay que contar historias en la Red no es nuevo, que hay que ofrecer contenido de valor, debe ser una regla permanente, y el lidiar con el llamado “paisaje” es tal vez una de las tareas más recurrentes de quienes comienzan una estrategia de contenidos; todo, por una línea gráfica que da identidad a la marca en sus plataformas sociales, pero que al ser consultada – prácticamente todos los días – por sus dueños y creadores, llega a un punto donde siempre la ven igual.

En esta parte es importante diferenciar lo llamado repetitivo, de la identidad: mantener una línea gráfica que se mueve por diferentes propuestas de contenidos no es problema, antes se convierte en virtud… para que nos entienda, es como cuando la gente dice “videos tipo Playground” o “videos tipo Cultura Colectiva”: su estética, tono y temáticas ya están claras para el público, mas sus propuestas son variadas y atractivas.

Tenga una hoja de ruta

Las redes y plataformas sociales de una marca deben construirse a partir de un manual de estilo, de la construcción de un contexto de los perfiles de usuarios que pueden verse interesados en los productos y temas a abordar: comprender sus diálogos en la Red, la forma en que hablan, las fotos y escenas que comparten, pueden entrar a determinar desde un punto más acertado hacia dónde se puede llevar las estructuras y personalidad de los contenidos que contarán las historias y personajes.

Líneas gráficas, paleta de colores, secciones temáticas, límites de la marca (los nunca, los siempre y los negociables) en cuanto a temas se refiere: tener siempre presente el no ofender a los públicos – habilidad que se logra en la medida que se tome el tiempo de conocerle; para que nos entienda, hay comunidades donde el uso de palabras peyorativas son parte del discurso, y hasta risa generan, en otras la reacción sería una oleada de usuarios que llenarían el muro de comentarios indignados.

La tendencia da pistas mas no es el todo

Hay un concepto que antes solo aludía a personajes del arte,  pero que ante la masa de información que se produce alrededor de las palabras claves que abordan su negocio o marca, obliga a hacer una selección detallada, valiosa, talentosa y coherente de la llamada tendencia, se trata del “curador de contenido”, ese personaje que se mueve con gracia por formatos, tiene una base de contactos importante, sigue fuentes validadoras de información e identifica nuevos talentos.  Es ese investigador innato que sabe sacar la “mejor cosecha” de una cantidad de propuestas informativas, todo con el fin de enriquecer el discurso y mantener la vigencia de la marca sin perjudicar su imagen desde su conocimiento.

“El paisaje” depende de quién y en qué momento lo vea

Al principio dijimos que propietarios y administradores consultan a diario los contenidos, acción obvia al ser su tema de interés, pero hay que tener en cuenta dos perfiles de usuarios que deben verse atraídos por las publicaciones: los nuevos seguidores, esos que las abordan recorriéndolas con el scroll, y aquellos que las conocen desde hace tiempo y las siguen porque realmente les gusta.

El punto al que queremos llegar, es que usted no puede juzgar que su marca es paisaje si lo hace desde su mirada reiterativa, de hasta tres veces al día, más de 15 veces a la semana de estar viendo una y otra vez sus contenidos, sepa que los usuarios no lo hacen así: las marcas compiten, cual subasta, en lograr la atención del público, por lo que se deben repartir en tiempo y presupuesto su vigencia en la Red. Lo que se busca con una buena línea gráfica y un manual de contenidos, es que al momento de estos dos perfiles de usuario, llegar a sus redes, se encuentren con un concepto bien desarrollado que comunique una identidad.

Los periodistas y editores son perfiles que aportan mucho a esta parte, precisamente por saber manejar un ritmo editorial, una estructura temática y una comprensión de la naturaleza del lenguaje de cada Red, incluidas las personalidades de sus públicos: unos serán más afines al discurso en Twitter, otros a la imagen en Instagram, “el loleo” – chisme de Facebook o el video en Youtube.

Aquí, muy directamente lo que le decimos es que nos llame, construyamos juntos su estrategia y empecemos a crear el discurso de su marca, eso sí, sin que usted crea después de 6 meses que es paisaje.

Contáctenos

 

 

 

 

Síganos 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *